Hace unos días el petrolero chino Full City se encalló y comenzó a verter todo el contenido que tenía y ciertamente están siendo unos días muy angustiosos, ya que se están realizando unas grandes labores para intentar que no llegue a la costa y poder reducir la expansión de este vertido, algo muy complicado, ya que se encuentra muy cerca de unas poblaciones de aves, que es una de las prioridades de los expertos, ya que si llega el vertido al lugar de las aves, éstas estarán en grave peligro.

full-city.jpg

Es una triste realidad la que ocasiona un vertido de estas características y deja una costa tan limpia como la noruega, en un lugar muy poco agradable, aunque se está haciendo todo lo posible para controlar y eliminar el contenido de una manera eficaz y rápida, que es lo que esta costa necesita, para volver cuanto antes a al normalidad. El Full City encallaba hace unos días y ciertamente es una de las noticias tristes de la semana, al menos desde el punto de visa del medio ambiente, ya que es una catástrofe.

El medio ambiente está en juego con esta tragedia, ya que el tiempo es vital en estas ocasiones, en las que vertidos se ponen en contacto con el agua, ya que se podría extender de una manera muy rápida y ocasionar grandes destrozos en las costas e incluso puede llegar a matar aves, ya que ellas se vuelven muy vulnerables ante este tipo de situaciones tan graves como las que presenta este vertido.