noruega.jpg

Uno de los clásicos países nórdicos por descubrir en invierno es Noruega, gracias a que ofrece a los turistas actividades variadas para poder disfrutar de Noruega, así como estupendos lugares para disfrutar de la nieve, esquiar y demás. El frío en Noruega no es problema alguno cuando se trata de poder disfrutar tranquilamente con los encantos naturales de Noruega, unos encantos que pasan por los paisajes nevados y por los fascinantes fiordos, que durante esta época del año son ciertamente impactantes y gustan a los turistas.

Por otro lado Noruega es un destino muy recomendado para las familias, para que así los niños puedan disfrutar de un destino de nieve en vacaciones de navidad, pueda hacer los clásicos muñecos de nieve, puedan deslizarse con un trineo por la nieve y puedan en definitiva vivir un viaje muy intenso por tierras noruegas. Muchos turistas hacen viajes en familia y disfrutan mucho de toda una experiencia en tierras noruegas. El frío se suele olvidar al poco tiempo de estar allí, gracias a las actividades que se pueden llevar a cabo y los destinos que se pueden descubrir a lo largo del viaje.

También los hoteles han pensado en poder ofrecer a las familias buenos alojamientos, por lo que hay hoteles en los que se puede tener a un niño en la habitación, con su cama supletoria, algo que viene muy bien para que los turistas no tengan que gastarse demasiado dinero a la hora de viajar a Noruega con los niños y alojarse en un hotel durante algunos días.

Foto|flickr