noruega4.jpg

Clima: Las zonas costeras tienen un clima moderado debido a la corrientes del golfo y las del Atlántico Norte.

Las temperaturas en el interior son más extremas, con veranos cálidos e inviernos muy fríos (el invierno abarca desde noviembre hasta mayo). Por lo general las tierras bajas del sur tienen inviernos más fríos y veranos más cálidos que las zonas costeras. Llueve durante todo el año; y en invierno, en el interior del país, las precipitaciones con frecuencia son en forma de nieve.

La parte norte del país, en el Circulo Artico, tiene una luz crepuscular durante todo el invierno y durante todo el verano luce el sol de medianoche. Ropa adecuada: Prendas para climas continentales europeos, dependiendo de la estación.

En verano ropa ligera y alguna prenda de abrigo. En invierno prendas de abrigo para temperaturas muy bajas. Es recomendable llevar alguna prenda para la lluvia en cualquier época del año.

Religión: Luteranos Evangelistas 86% (iglesia del reino), otras Protestantes y Católicos 3%

Moneda:Corona noruega

Población:4.503.440

Idioma:Noruego (oficial) nota: una cantidad baja de minorías que hablan sami y filandés

Sistema de Gobierno:Monarquía constitucional

Ciudades de Noruega

Tromso, Oslo, Trondheim, Bergen, Narvik, Stavanger, Alta, Voss, Ålesund, Drobak

Datos turísticos de Noruega

En Noruega no existe tiempo para el aburrimiento. Las posibilidades que ofrece el país, en cuanto a entretenimiento, pueden ser infinitas. Entre las muchas otras actividades que pueden practicarse en Noruega vinculadas con la naturaleza, destacan el piragüismo, submarinismo, rafting, golf, equitación y ciclismo. Le sugerimos tan sólo algunas posibilidades.

Una excursión por la región de los fiordos es una obligación en Noruega. En sus estrechos ramales coinciden altas cumbres de 2.000 metros con profundidades marinas de 1.300. Existen centenares de fiordos, grandes y pequeños que serpentean kilómetros tras kilómetros tierra adentro abriéndose paso entre las montañas.

Desde abajo se asoman las cumbres, algunas de ellas con nieves perpetuas. Los fiordos, ríos de hielo, asombran a todos los viajeros de espíritu aventurero.